Pesado y almacenaje

Seguimos el proceso tradicional de producción de aceite de oliva virgen extra, garantizando la mayor calidadde nuestro producto.

 

En una segunda fase, la oliva es pasada por una lavadora para dejarla limpia de restos de tierra, piedras y otros elementos.

 

Una vez bien limpia se procede a su pesado y almacenamiento en los silos, donde estará hasta el momento de la elaboración.

 

El objetivo aquí es que la oliva no se deteriore ni llegue a fermentar, ya que el zumo de una fruta en mal estado no puede ser de la misma calidad que el de una recién cogida.